25 de febrero de 2014

QuiQHe De BRóCoLi

INTRODUCCIÓN HISTÓRICA
Brócoli de incógnito...
 
Hola archienemigos de la verdura. Aquí os traigo otra recetilla "sana" a la par que "molona". Me refiero a una quiche (léase "quissh") que no es otra cosa que una especie de pastel salado hecho a base de huevos, un lácteo y lo mejor de todo, lo que le queráis echar dentro. En este caso yo me he decantado por un poco de cebolla y brócoli y el sabor que todo lo mejora, el queso. Sí, cualquier cosa por mala que sea, uno le pone queso y mejora. Demostrado. En el fondo ése era el truco que usaba mi madre para que me comiera los potajes, purés, lentejas,... a todo le ponía taquitos de queso fresco o manchego.
Esta quiche, como la quiche Lorraine que ya hicimos por aquí en su día, tiene la ventaja de que si queréis iros de picnic (de finde o al trabajo) es muy apañada, porque la haces el día de antes y la puedes llevar como si se tratara de una empanada o una pizza, calentarla (o comerla fría) y ya tienes una comida resuelta.
 
 

  
¿QUÉ NECESITAMOS PARA ESTA RECETA?
La infraestructura
 
 Para elaborar esta receta, necesitaremos:
 
* Una fuente baja de borde rizado de cristal apto para horno (o metálica), de unos 27 cm de diámetro.
* Un bol.
* Tabla de cortar.
* Cuchillo.
* Rodillo.
* Sartén.
* Varilla manual.
* Horno.

INGREDIENTES
Los materiales de construcción

Vamos a necesitar, para una quiche grandecita:
 
* 300 gr. de brócoli.
* 1 cebolla.
* 2 cucharadas soperas de aceite de oliva.
* 5 huevos.
* 100 ml. de leche (originalmente, se usa nata o leche evaporada).
* 200 gr. de quesos variados en hilos.
* Una pizca de sal.
* Una pizca de nuez moscada.
* Una pizca de pimienta recién molida.
* Una lámina de masa quebrada o brisa.




Nota SoBRe LoS iNGReDieNTeS

* La masa brisa o masa quebrada no es lo mismo que el hojaldre. Si no encontráis esta masa podéis usar hojaldre pero teniendo en cuenta que hay que pincharlo con un tenedor repetidas veces para que la masa no suba. La masa quebrada no se hincha al cocerla por lo que es adecuada para este tipo de pasteles.

* Esta receta usa leche para que sea más ligera y tenga menos grasas. Ya que el "agente coagulante" de esta receta que hace que todo cuaje es el huevo, la cosa está en que si queréis hacer una quiche más pequeñita con menos huevos, quizás sea mejor idea o (1) cambiar la leche por nata de cocina o leche evaporada que tienen más grasas y colaborarán a cuajar el invento o (2) dejar la quiche cocinando a menos temperatura digamos 170º o así durante más tiempo para que se haga bien por dentro (como si se tratara de un flan, que tiene más leche que huevo y acabar, acaba cuajando) y no se queme por fuera.

 
ELABORACIÓN
Mano de obra

* Precalentamos el horno a 180º C.

* Extendemos la masa quebrada sobre el papel que trae con ayuda de un rodillo para hacerla más fina y adaptarla a nuestro recipiente.



* Engrasamos ligeramente el recipiente de cristal (para que no se pegue) con una servilleta untada en un poquito de aceite de oliva.  A continuación, extendemos la masa quebrada adaptándola a las paredes de la bandeja y recortando el exceso. Refrigeramos hasta el momento de usarla.

 * Ahora vamos a cocinar el brócoli. Concretamente éste lo compramos en casa así, viene en una bolsita cerrado herméticamente y se hace al vapor en su propio jugo al microondas en 5 minutos. Y queda blandito y rico. Sé que hay muchos detractores de meter cosas plásticas en un horno y someterlas al calor. También funciona si metéis el brócoli de la bolsita en un recipiente de cristal con tapa apto para hornos y microondas y le dais el mismo tiempo.






* Por otra parte, picamos bien finita la cebolla y la sofreímos con un poquito de aceite de oliva hasta que esté blandita y un poco marroncita (no quemada).








* En un bol batimos los huevos, añadimos la leche, la sal, la pimienta al gusto y la nuez moscada.





* Ahora sobre la masa quebrada repartimos uniformemente el brócoli.





* Seguidamente le ponemos por encima la cebolla y el queso, igualmente bien distribuido.






* Para finalizar cubrimos con la mezcla de huevo, leche y especias de manera que se quede todo bien empapado.



* Horneamos durante 25-30 minutos a 180º con calor arriba y abajo. Los últimos minutos podéis gratinar la parte superior si queréis que quede más dorada y crujiente.




Se nos desmoronó un poquillo al partirla
porque no esperamos a que se enfriara...


Espero que os guste la receta y si la hacéis o queréis comentar algo siempre podéis hacerlo dejando un comentario aquí en el blog, por Facebook el grupo "Cocina Para Dummies", en Twitter en @wcupcakefactory o en Instagram wwwendoline. Muchas gracias por seguirme!!!